Hormiga negra de jardín (Lasius niger)

La hormiga negra de jardín es la hormiga más común que puedes encontrar por toda Europa, son unos insectos muy ingeniosos con una compleja jerarquía e interesante comportamiento.

Estas hormigas protegen a los pulgones ofreciendoles proteccion a cambio de la melaza que segregan la cual les resulta deliciosa.

Las hormigas obreras a menudo son encontradas al rededor de frutas dulces u otras cosas dulces, son todas hembras  y alcanzan una población de unas  5000 por colonia.

Las hormigas macho, son perezosas, no trabajan y solo producen para la época de vuelo cuando ellas y la joven reina virgen tienen su maravilloso vuelo nupcial para formar nuevas colonias, donde la reina puede llegar a vivir hasta 15 años.  Los machos corren peor suerte, ellos mueren días después del aterrizaje.

Sabor de la hormiga negra de jardín

hormiga negra deshidratada

Las hormigas adultas tienen un agradable sabor picante debido al ácido fórmico que contienen. Este ácido lo utilizan como mecanismo de defensa  cuando son amenazados. Tienen una textura ligeramente crujiente .

¿Cual es su habitat?

Las podemos encontrar en UK, norte de Europa y parte de norte América y Asia.

La reina puede hacer un nuevo nido en cualquier parte, desde un suelo ordinario a grietas en pavimentos. Las hormigas obreras pueden ser encontradas muy lejos del nido mientras exploran extensivamente durante los meses de verano en los que hacen acopio de comida.

Es muy fácil cazarlas, poniéndoles como cebo algo dulce como una pieza de fruta y sacudiéndolas en un contenedor.

¿Cómo se preparan?

La mejor forma de comerlas es asadas con un poco de sal.  Es un insecto inofensivo y es seguro comerlas después de cocinarlas.